13 julio , 2024
13 julio , 2024
5.6 C
San Juan

Gustavo Campillay: «El Tour San José era uno de los objetivos del equipo»

Con la adjudicación del premio mayor en el 29° Tour San José, que se disputó del 15 al 19 de enero en Jáchal, Gustavo Campillay, el mentor del Team Lauty, reconoció  que el equipo está más fuerte que nunca. 

La temporada de ruta para el ciclismo Libre está en el zenith, y los resultados inclinan la balanza para el Team Lauty, que se impusieron en trece competencias del calendario 2019/2020. De ellas, dos Clásicas, con la Doble Cerrillo y la Doble San Ceferino, al que le suman dos etapas  y la General del Tour jachallero. Pasaron dos días del mejor de los festejos y las expectativas ya están dirigidas a la Vuelta a San Juan, que tendrá lugar a principio de febrero.

Para encontrar una explicación sobre los resultados altamente positivos de la escuadra más ganadora de esta temporada, se consultó al ideólogo, porque si hay alguien que la viene remando, aunque se trate de ciclismo, es Gustavo Campillay, que no se pierde carrera alguna y se camufla entre los auxilios para dar una mano, o las dos en el mejor de los casos. «Cuando iniciamos este equipo, con Víctor (Navarro) y Alfredo (Contreras), este era uno de los objetivos, ya que yo lo venía peleando con el equipo Calingasta hace tres años», recordó Campillay, ya un poco más relajado después de una semana de pura acción.

El tradicional Tour San José fue una de la pruebas más exigentes para el Team Lauty, que si bien, acumulaban doce victorias en las competencias de un solo tirón, restaba medirse en una de etapas, en la que estaba incluida una Contra Reloj Individual y parciales con trepadas. Pero, ¿cómo se logra que una formación de ocho pedalistas logre entenderse para cumplir el rol asignado para concretar una meta? La respuesta del propietario del equipo fue más que convincente: «La relación en el grupo es muy buena, son muy unidos. Primero armé un grupo, antes de hacer el equipo».

Así como suena, de sencillo tiene muy poco, porque el cimiento  se fue amalgamando en el invierno, cuando buscaban la oportunidad para conocerse un poco más, y en cada reunión fueron trazando los primeros lineamientos a cumplir. «Fuimos paso a paso», remarcó Campillay, que cuando se dieron cuenta se subieron al escalón más alto del podio quince veces, metiendo las dos Clásicas del ciclismo Libre en el bolsillo, y como si fuera poco, dos etapas y la General del Tour.

«En estos días ya nos ponemos a planear la Vuelta a San Juan, y otra vez tenemos grandes expectativas por ganarla. Todo lo que nos propusimos lo venimos logrando.»

 

El jersey amarillo de Carnes Lauty es fácil de identificar, puesto que siempre están trabajando en una fuga, o armando una escalera para no dejar que nadie haga el corte en el pelotón, tal como lo hicieron en los giros finales de la última etapa, para cuidar al líder, Matías Malla, que estaba sobrado de segundos con respecto al chamicalense que lo escoltaba. Para eso, el trabajo fino lo moldeó con los gregarios de lujo, como Alejandro Sánchez, Víctor Navarro, Jonathan Rodríguez, Leonardo Chávez, Benjamín Carrizo, Maximiliano Albornoz y Alfredo Contreras, que se fundieron en un solo apretón con la satisfacción por el deber cumplido.

 

Con la vitrina cargada de triunfos, el elenco carnicero ya encontró en donde poner las próximas fichas. «En estos días ya nos ponemos a planear la Vuelta a San Juan, y otra vez tenemos grandes expectativas por ganarla. Todo lo que nos propusimos lo venimos logrando», y si Gustavo Campillay lo reconoce habrá que tener muy en cuenta esa afirmación, al menos así lo demostró con su equipo en el norte sanjuanino.

 

 

 

 

 

 

 

Las Más Leídas